Saltar al contenido

MORSA» Hábitat, alimentación y características

MORSA

La morsa es un mamífero muy parecido al león marino y las focas gracias a sus enormes bigotes y su piel ondulada. No obstante, su tamaño, colmillos y fachada intimidante lo hacen poner énfasis etc mamíferos marinos y otras especies marinas salvajes.

Cuando una morsa está en riesgo o está cazando y requiere romper el hielo, se golpea la cabeza contra el suelo helado. Después usé sus dientes para abrir un agujero en el suelo. Además utiliza sus gigantes colmillos como palanca para sacar su colosal cuerpo del agua. Estos enormes colmillos son una clara señal de que las morsas son animales salvajes que representan una amenaza para los humanos y no tienen la posibilidad de ser entrenados.

Características significativas de la Morsa

  • Su piel es marrón; No obstante, este color puede cambiar gracias a la temperatura del agua, que se acerca a los 40 milímetros de espesor. Para que consigas protegerte del frío y de los depredadores.
  • Los machos por lo general son más desarrollados y más pesados ​​que las hembras. Por eso es responsable de asegurar al grupo y dar de comer a la manada.
  • En la actualidad hay tres especies diferentes de morsas: las del Atlántico, las del Pacífico y las del Mar de Laptev; Lo que tienen parecido es que todos se quedan en la zona más cercana a los polacos.
  • Estos animales marinos salvajes son muy sociables entre sí, lo que les facilita estar cerca unos de otros. Este accionar les ofrece una mejor custodia contra los depredadores, fundamentalmente los osos polares.
  • Las hembras tienden a tener más años de vida que los machos, con una duración aproximada de 40 años. De todas formas son muy protectoras de sus crías; esto lo hacen para evadir que algún adulto les lleve a cabo inconveniente.
  • Los machos tienen un promedio de vida de 30 años. Su edad se prueba por el aspecto de la piel, la cual va perdiendo la coloración con el lapso de los años.
  • Estos mamíferos marinos se aparean bajo el agua muy fría, y a lo largo de estos ciclos los machos mayores se ponen muy agresivos y se pelean por el reinado del rebaño.
  • Una morsa solo pare una cría, y lo puede llevar a cabo en la tierra o sobre el piso congelado; la cría es alimentada con leche por dos años, después comienza una dieta a partir de mariscos y moluscos.

Hábitat común de la morsa

Estos son animales salvajes por lo cual desarrollan su historia apartados de los humanos. Están en las congeladas aguas del Mar Glacial Ártico, donde tienen la posibilidad de hallar su comida y la temperatura es impecable para su supervivencia. Tienen la posibilidad de vivir tanto en la tierra como en el mar, lo cual lo hacen en rebaños; siendo el macho jefe el solicitado de proteger a la manada de sus depredadores más amenazantes. Las morsas conviven en numerosas superficies de la región circumpolar:

  • La morsa que habita en el Océano Pacífico, la podemos consultar en el mar de Bering, Lápter y Chuckchi.
  • A las morsas que viven en el Océano Atlántico, las tenemos la posibilidad de ver en la región costera estadounidense, Rusia y Canadá.

Estos enormes mamíferos se pasan largos ciclos de tiempo descansando en el hielo antártico; únicamente se sumergen en las frías aguas cuando van en busca de comida para ellos o para sus crías.

Las morsas recorren distancias muy largas; esto lo hacen anualmente para buscar comida, aparearse y además para distanciarse del clima cálido; puesto que este les puede ocasionar una bacteria que perjudica seriamente su salud y hasta llega a producirles la desaparición.

¿De qué se alimentan?

Las morsas se alimentan de bastante más de 60 especies de animales marinos, siendo animales carnívoros; entre ellos tenemos: camarones, cangrejos, almejas, caracoles, pepinos de mar, gusanos, corales, aves, focas y leones marinos muertos.

Estos gigantes mamíferos tienen una peculiar forma de cazar, y lo hacen por medio de sus bigotes; los cuales usan para ubicar a su presa en el momento que está dentro del agua, dado que su perspectiva es muy deficiente en el mar.

Reproducción y crías

Los machos acostumbran lograr su madurez sexual a los 7 años, pero llegan a estar totalmente desarrollados a los 15 años, edad en la cual empiezan a aparearse; las hembras por su lado alcanzan su madurez sexual a los 4 a 6 años y el apareamiento sucede en el agua.

La gestación dura algo más de un año y el nacimiento es de manera vivípara; son animales mamíferos, por lo cual amamantan a sus crías, y lo hacen hasta que estas cumplen 2 años más o menos, más allá de que se quedan con su madre por unos 4 años más.

Depredadores

Sus enormes depredadores son los osos polares, puesto que estos son los cazadores más importantes de este hábitat, por eso cazan presas enormes como las morsas; además están los tiburones, ballenas orca y desde luego, el hombre.

Más Animales Salvajes Del Océano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *